Asume Arturo Zaldívar la presidencia de la SCJN.

Lo bueno: Ha presentado y promovido sentencias progresivas como el matrimonio igualitario y sentencias de género en favor de las mujeres.

Lo malo: Es amigo de López Obrador. De los contendientes para la presidencia de la SCJN, era el único cercano al presidente.

Lo peor: Sus credenciales y su trayectoria parecen muy buenas para ser verdad.

 

Dan por cancelado el NAIM.

Lo bueno: Terminaron la especulación y las caídas del peso y de la BMV (por causa del NAIM, al menos).

Lo malo: Se canceló por el grandísimo impacto ambiental que tendría sobre “el lago”.

Lo peor: No hay proyecto de recuperación del lago, y tampoco habrá aeropuerto, o sea, nos quedamos como el perro de las dos tortas.

 

EZLN no cree en promesas de AMLO.

Lo bueno: Se presenta una oposición real para un proyecto que, hasta el momento, no tiene manifestación de impacto ambiental, ni medidas de mitigación contempladas para las consecuencias que la construcción de un tren en medio de la selva ocasionaría.

Lo malo: La oposición que se presenta podría no ser la más adecuada, y, a pesar de que han declarado que no tienen intención de levantarse en armas, son un grupo insurgente con una marca en su expediente histórico de 1994.

Lo peor: Andrés Manuel no se caracteriza por invitar al diálogo y escuchar razones de la oposición.